Aviso importante

Mientras se solucionan los problemas con el servidor donde estaba alojado el foro, tenemos uno nuevo y provisional en Criando Múltiples en freeforums.org . Al ser nuevo, no tienen validez los antiguos usuarios, por lo que tendrás que darte de alta de nuevo si antes estabas en el viejo.
Si tienes dudas, puedes plantearlas en cualquiera de los posts de Criando Múltiples en facebook o comentando en Twitter. También nos puedes mandar un email a nuestro correo: criarmultiples arroba gmail punto com.

16 de abril de 2013

Mastitis bacteriana


Hay un tipo de mastitis que se produce por una infección bacteriana del pecho y que antiguamente se confundía generalmente con hongos. Lo cierto es que es rarísimo tener hongos en el pecho (aunque se ha estado afirmando durante muchos años) porque no es un ecosistema ideal para que puedan vivir.

Según un estudio que se publicó en ACTA PEDIÁTRICA, en el que se analizaron 4.000 muestras de leche de madres lactantes que referían dolor al amamantar y cuya situación no mejoraba al cambiar la postura del bebé, sólo cuatro de ellas tenían una infección por hongos (Candida albicans). El resto sufría de una infección producida por bacterias.

Estas infecciones bacterianas ocurren cuando una de las bacterias que colonizan el pecho de manera habitual, crece más de lo debido y puede producir:

  • Dolor al amamantar (aunque haya un buen agarre)
  • Puede haber heridas en el pezón (pero también puede no haberlas)
  • Sensación de pinchazos con la eyección de la leche (cuando sale la leche)
  • Presencia de perlas de leche muy dolorosas de repetición que no mejoran al abrirlas
  • Puede ocurrir que el bebé mame intranquilo apretando más de lo normal el pezón, lo que empeora el dolor

No hay que confundirla con el otro tipo de mastitis (la que se llama convencional) que se produce por la obturación e infección de un conducto y que suele producir: hinchazón del pecho, una zona del pecho roja, dura y caliente, malestar general, cansancio extremo, temblores e incluso fiebre.

Si quieres leer más sobre este tema, lee la entrada original de Maternidad Continuum

No hay comentarios:

Publicar un comentario